Sobre el bilingüismo

 

Desde hace unos años, cada vez más colegios se apuntan a programas de  bilingüismo, en teoría es fantástico, se imparten algunas asignaturas en español y otras en inglés, el problema llega a la hora de interesarse por quien impartirá esas asignaturas.

A los profesores se les prepara dándoles clases, pero la mayoría de ellos jamás ha salido de España y su pronunciación es “de alta montaña”. Un pequeño de segundo de la ESO, por ejemplo, tendrá que dar clases de mates en inglés con una persona que apenas lo habla. ¿Qué pasa si el pequeño va bien en mates en español pero no entiende bien lo mismo en un inglés precario? ¿Tendrá nuestro pequeño que estudiar matemáticas en verano por no entender al profesor?

Francamente, prefiero que mi hijo estudie matemáticas, lengua, conocimiento del medio…en su propio idioma, para garantizar su completa comprensión en un correcto castellano, que la misma asignatura en un mal inglés. En el mejor de los casos, mi hijo aprendería matemáticas  y un lamentable inglés, en el peor de los escenarios, ni inglés ni matemáticas.

Soy plenamente consciente de la importancia de la asignatura de inglés, propongo que se vuelva al profesor especialista de inglés,  persona preparada para enseñar correctamente esta lengua y un sistema de profesores nativos ingleses y americanos, que aportarían una pronunciación correcta, una buena gramática, así como un conocimiento de sus culturas y tradiciones.

Traer a profesores nativos a dar clases de matemáticas, por ejemplo, habría sido más positivo,  mejor que poner a dar clases a un profesor en un idioma en el que no sería capaz de comunicarse ni en Inglaterra ni en Estados Unidos.

No pretendo ofender a los profesores, nada más lejos, serian superdotados si con un curso de inglés, hecho después de las clases diarias, durante un año, terminaran teniendo un nivel suficiente como para dar clases en ese idioma, seguro que su inglés después de estos cursos será bueno, pero ni se acercara a su dominio del castellano (catalán, valenciano, gallego…).

Como conclusión diré que los profesores están haciendo un gran esfuerzo para poner en pie un proyecto difícil de llevar a buen puerto, si no se envía a los profesores a programas de intercambio con países angloparlantes o se traen nativos a la escuela, el nivel de inglés de los niños españoles seguirá siendo tan lamentable como ha sido siempre.

fuente (Blog de Juegos Arcoiris.com)